Sígueme, princesa

martes, 30 de junio de 2015

Vuelta.

Tengo cara y cuerpo de gorda. Así que es fácil para mi familia culparme de cosas como que alguien se haya comido medio bizcocho. Si, tomé un trozo muy pequeño de bizcocho, lo suficiente para que no me digan "come". Pero que no se preocupen, que no volveré a comer nunca más.
Es fácil para mi excluir alimentos de mi dieta.

Es que no me puedo creer que cada vez que como "sano" me reprendan que como mucho. ¿Mucho? ¿Un café y una tostada es mucho? Pues para mi madre, la insatisfecha si lo es.

Ana, aquí me tienes. Haz conmigo lo que quieras.

martes, 9 de junio de 2015

Thoughts.

Este es mi rollo
No el vuestro.
Osea, sí el rollo de muchas de vosotras, pero no el de otras tantas que vienen aquí para informarse. No me gusta, no me siento cómoda, y ya desde hace tiempo, que a veces me pongo a escribir y leo gente que no sabe de que va esto preguntándome cosas.
Yo soy buena, jamás he intentado herir a nadie. 
Y no quiero que me tomen como una referencia, una maestra o una thinspiration, porque tengo grasa para dar y tomar y me llegaron correos diciéndome que lo soy.
Perdí mucho peso en poco tiempo. Pase de pesar en octubre 84kg a pesar 61 en enero, y mi cuerpo está literalmente hecho una mierda. Tengo estrías, tengo piel flácida, tengo los pechos caídos.
Lo último que quiero es que me toméis como maestra. Apoyo a la gente que se quiere poner delgada comiendo menos, si, porque esa gente ha existido desde que el cine es cine y desde que la moda es moda, pero hacedlo despacito y con ejercicio, que merece mucho mas la pena, muchísimo más.
Y jamás, jamás enferméis. La gente sana y feliz es mejor independientemente de lo que pese que una persona enferma. 
Levantaros por la mañana, a las 6, o 7, id a correr, haced sentadillas, flexiones, abdominales, lo que sea. Cuando estéis cubiertas de sudor, ducharos, exfoliaros, secaros y miraros al espejo, y deciros cuan guapas sois, porque sois guapas. Tal vez, aunque no creáis que lo sois, si hacéis esa rutina pronto lo seréis. Sois princesas perfectas, seáis gordas o delgadas, altas o bajas. No tenéis que estar delgadas para gustar a otras personas, debéis estarlo para ser felices con vosotras.

Yo siempre he sido una niña contenta consigo misma, ¿sabes? Sí, pesaba mucho, pero yo pensaba ¡olé yo! y punto. Era consciente de que la gente se reía de mi, era consciente de que era una decepción muy grande para mi madre. Pero con el tiempo, esa decepción creada por todo el mundo, sobretodo la decepción de mi familia hacia mi, me hizo decepcionarme a mi también. Entonces fue cuando quise cambiar, y ser feliz. Pero no por ellos, sino por mi.
Así que nunca nunca cambieis por nada ni por nadie que no sea vuestra propia iniciativa, porque vuestros sentimientos son mas fuertes que los de los demás. 

Intake de hoy:
Desayuno: café
Comida: ensalada
Merienda: Café
Cena: nada.

lunes, 8 de junio de 2015

Necesito pertenecer a algún lugar.

He perdido un curso entero intentando pertenecer a una clase, intentando ser su amiga, intentando hacer cosas por ellos que una simple compañera de clase no haría, pero no me ha servido de nada, no he encontrado nada por lo que deba permanecer ahí, y además mi madre me obliga a quedarme en el mismo instituto haciendo bachillerato.
Así que ningún cambio de aires.
No sé, sólo quiero alguien que sea como yo, alguien a quién pueda escuchar y alguien que me escuche, porque en estos momentos lo que más me siento es sola -aunque esté rodeada de gente. Emocionalmente, no tengo a nadie que sepa lo que siento, ni por qué lo siento, pero tampoco tengo a nadie que me haga sentir que no vale la pena estar así porque esa persona ya ha pasado por ello.
Sólo quiero encajar, encajar con alguien. ¿Coco? Coco está bien, pero él no tiene ni idea de lo que es lo que siento y me carga diciendo que soy demasiado sensible. Eso no ayuda, no ayuda nada.
No ayuda, no porque no lo intente, sino porque él no entiende, y nadie parece entender. No, no es un simple "eres muy sensible". Realmente siento que algo en mi no funciona como debería, como las personas suelen funcionar. Siento que jamás seré como los demás -y esto me deprime mucho, demasiado. Siento que llevo mucho tiempo deprimida, tal vez desde que nací
Y desde que no puedo cortarme porque Coco se enfada, es como si un día aleatorio fuera a hacer algo muy rápido, muy fuerte y sin pensar, algo como cortarme el cuello, tomarme una caja de pastillitas, saltar al vacío...

Es como pudrirse. Como si con los años me fuera pudriendo un poco más.
Pero a nadie parece importarle.